miércoles, 10 de octubre de 2012

Experimento con colores

En una entrada anterior os enseñé mi acolchado pintado con colores de los de toda la vida. Lo había visto en un blog (que no recuerdo) y parte de razón si tiene.

Quedó bien


Y continuando con el experimento...


Primero la plancha, se supone que fija (o por lo menos funciona con las manchas de las camisetas).

Después lavado. A mano. Con detergente. Y...


...no pasa nada. El color no se va.

Y entonces pensé: si hago una colcha no la lavaré a mano, seguro que irá a la lavadora. Así que a restregar, vale, pero solo la mitad para ver si cambia o no.

Entre una mitad y la otra no se ve mucha diferencia. 

Se ha ido parte del color y el resto ha quedado como sucio, como si se hubiera corrido.


Seco y planchado creo que aún está peor.


Para salir de un apuro cuando se organizan eventos con niños y se quieren pintar las camisetas puede ser una buena solución, rápida, barata y con efecto pero no más.

Moraleja: busquemos otra manera de pintar la tela. Esta no sirve.

¡Feliz semana!

3 comentarios:

  1. Es una flor espectacular, quina pena que s'hagui descolorit. Hi ha pintures per teles però no se si funcionan be. El proper invent sortirà millor. Una abraçada.

    ResponderEliminar
  2. Tan bonica que t'havia quedat , l'has de pintar en pintura de roba,ves provan i ja ens informaras
    petons

    ResponderEliminar
  3. Jacqueline, que pena que no funcione bien este invento porque pintada de esta manera quedaba precioso....un besote cielo

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario.